El segundo gran recuerdo de Dragisa Gudelj | Fútbol | Deportar

La familia Gudelj es una familia de deportistas. Lo son el padre, Nebojsa, exjugador del fútbol del Logroñés, entre otros; también su madre, Olivera, jueza de baloncesto. Y aquí está su hijo sus tres hijos: Nemanja, defensa de Sevilla; Dragisa, de Córdoba y Vanja, tenista. Una familia que lucha contra las adversidades y enfermedades que persiguen a Dragisa, central de Córdoba, de la Primera Federación, que es ese país que vivió un complicado episodio cardíaco durante el choque ante Melilla. En el minuto 28 y con el cero en el marcador, Gudelj tomó una decisión y se fue al cesped de Martínez Claro. En apenas un segundo y ante el sentido general, el futbolista se levantó algo, pero se recuperó. De hecho, fue reemplazado por su compañero Carlos García. La defensa, durante 26 años, fue rastreada en el hospital de Melilla, donde le practicaron todo tipo de pruebas para luego viajar a Córdoba con sus compañeros. “Dragi Gudelj se encuentra bien y se orienta realizando estudios médicos. Como decimos, no vamos a entrar en detalles sobre los médicos del jugador. Cuando sostenemos algo que comunicamos, podemos saberlo. Muchas gracias a todos por su comprensión y respeto”, comunicó Córdoba este mes. El choque llegó con Victoria del Cuadro Andaluz (0-1), tercer clasificado del Grupo Segundo de Primera Federación.

En Gudelj salvaron la vida al desfibrilador (desfibrilador automático implantado) que se puso de pie después de que el 25 de marzo sufriera un infarto durante un choque de Córdoba contra el Racing de Ferrol. Este es un problema cardíaco y se utiliza para instalar el desfibrilador después de este episodio de muerte súbita. Durante varios meses de pruebas en solitario y entrevistas, el zaguero se renovó hasta julio de 2025 y viajó a Córdoba, donde tuvo 15 polémicos encuentros. “Si observamos atentamente la acción, el jugador puede y, dos segundos después, levantarse como si nada se hubiera hecho ante la descarga eléctrica del desfibrilador. Hay gente en esas que carga inmediatamente y en otras ocasiones tarde uno o dos segundos, como en el caso de Gudelj. El dispositivo le salvó la vida y los hospitales nos enviaron un periódico. Son como marcas que detectan la ansiedad y responden para equilibrar el corazón”, dijo a este medio Víctor López, profesor asociado y director clínico de cardiología durante muchos años en el Hospital Virgen Macarena, de Sevilla. “Gudelj tiene un cuerpo sano, con un corazón aparentemente en buenas condiciones, pero este tipo de fibrilación ventricular provoca un tormento de arritmia que puede apoderarse de la vida de un deportista. El origen del problema puede ser congénito, pero es obvio que el desfibrilador funcionó correctamente para salvarle la vida a Gudelj”, agregó Víctor López.

Ahora el jugador que cumpla bien seguirá un plan de entrevistas específicas, cada día con sus compañeros. Los técnicos del Córdoba y sus servicios médicos analizarán cuál será el futuro deportivo de Gudelj. “Lo importante es que te sientas bien. Tenemos mucho valor para todo lo que concierne a su futuro”, asegura el club andaluz en este entorno. Víctor López, sin embargo, lo tiene claro. “Creo que habrá una temeridad de que este chico siga compitiendo en la élite del fútbol. Su corazón es de alguna manera un esfuerzo máximo, el que corresponde a un futbolista profesional, y es la tensión que sostiene este organismo, bajo mi poder, la que puede provocar que las Arritmias le leguen con más frecuencia. Creo que es un deportista joven que tiene una carrera en casa, pero para mí está antes que la salud y el dinero”, dijo López. Es cierto, el cardiólogo admite que sus compañeros son partidarios de que el deportista incorporó su carrera por tener instalado El desfibrilador en su corazón. Este es el caso de Eriksen, quien fue desatado durante el choque Dinamarca-Finlandia de la pasada Eurocopa. El fino mediapunta fue reanimado luego de 15 minutos de tratamiento y permaneció clínicamente muerto durante 10 minutos. Tenía un Fue operado de desfibrilador y ahora ha jugado en el Manchester United sin haber vuelto a tener otro problema cardíaco grave.

Los futbolistas profesionales se encuentran entre las pruebas médicas de todas las temporadas. Sus corazones son revisados, pero para detectar problemas de arritmia ventricular deben ser revisados ​​con mayor precisión de lo que se suele realizar, sobre todo en las categorías de la Primera Federación. Este tipo de dolor es detectable si se realizan, por ejemplo, ecocardiogramas y pruebas de desmayo. Tras descubrir el problema de Gudelj, todos los componentes de su familia, incluido Gudelj, el defensa internacional del Sevilla, le hicieron unas pruebas exhaustivas para eliminar alteraciones del corazón como la de Dragisa.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en FacebookXo haga clic aquí para recibir Nuestro boletín semanal.